Se abre un nuevo horizonte en los tratamientos de Parkinson y otras enfermedades de desórdenes neurológicos.

En este vídeo se ve la increíble mejora de un paciente con tan solo unos minutos de bicicleta.

Una de tantas enfermedades en que los médicos nos han repetido una y otra vez que no tiene cura, y que debemos consumir sus carísimos medicamentos que atacan al sistema nervioso para frenar el avance de esta enfermedad “crócnica y degenerativa”.

Volvámonos responsables de nuestra propia sanación y de las personas a las que amamos.

Es importante compartir este conocimiento. Y seguir los avances de este tipo de tratamientos, en los que lo que predomina si es la mejoría del paciente, y no la fidelización del cliente.

Mucho ánimo a todos los que estéis luchando en este frente, en primera persona, o apoyando a un ser querido.

Y sin querer dar falsas esperanzas….  si me atrevo a ofrecer nuevas puertas: Tan simple como una bicicleta estática en casa. Media hora de bici cada día y a observar que ocurre.

Aprendiendo a ser nuestro propio médico.

Gracias

Marcos Montero

 

 

Anuncios